BENDICIONES

Bendiciones para todos en este Año Nuevo

Gerardo Díaz Díaz Infante

Cantan todos, todos ríen, son felices, así son.
Destellantes sueños, tan brillantes, como las estrellas del corazón.
Siento a todos, todos están, son almas grandes como el Sol.
Sorpresas vienen, para quedarse, renace el niño, el niño de tus ojos y de tu interior.
Bellas sonrisas, dulces abrazos, tiernas caricias, son los tres regalos que anhelo hoy.
Benditos todos, los que aquí se encuentran, nunca se han ido, y menos para la gran fiesta, celebración de cada momento, de cada instante, como el latido cósmico del Gran Corazón

Anuncios

FALCONÍA

Médanos de Coro, estado Falcón, Venezuela

André Reinoso

Falconía…
Tierra de cielos que toman su color del mar
De médanos que migran con el viento
De sierras que sirven de horizonte al Sol

DESPERTAR A NUESTRO NIÑO EN ESTA NAVIDAD

Despertemos a nuestro Niño interior esta Navidad

María Inés del Solar

http://somoslocosysabios.blogspot.com/

¿Qué tal si en esta Navidad dejamos de hacer que la vida se nos haga tan pesada y tan seria? Podríamos empezar por imaginar que no estamos aquí para alcanzar una meta, sino simplemente para ser nosotros mismos, incluyendo esas partes oscuras, vacilantes o siempre atascadas. ¡Wow! ¿Y qué tal si a “esas partes” también les damos la bienvenida porque son parte de nuestra experiencia de vida? ¿Por qué no pensar que estamos yendo hacia algo hermoso, algo mágico, hacia un nuevo mundo, siempre moviéndonos, siempre transformándonos?

Pensemos que no hay un propósito fijo, ni un destino final. Estamos constantemente en un camino y sólo disfrutamos estar en ese camino. Pienso que podemos vivir en un estado constante de admiración y alegría en medio de energías que parecen apuntar siempre en direcciones totalmente opuestas y diferentes. ¡Digamos en esta Navidad basta a toda esa presión que nos agota! La presión de la realidad que “hemos creado de lo que significa vivir en la Tierra”, el modo en que “la gente” o sea, nosotros mismos, pensamos que las cosas deberían de ser. Pasemos la página y encontremos la luz que fluye a través de nosotros ahora mismo, a través de nuestras manos, de nuestros ojos, de nuestros corazones, de nuestras mentes. Retémonos a romper ese paradigma de “tener que ser” ya que eso solo significa encerrarse en lo que las otras personas pueden y deben de pensar sobre nosotros. ¡Por lo menos para mí, vivir así, es como vivir en la peor prisión de la Tierra!

Recibamos la alegría en nuestras vidas, ¡ser felices es nuestro derecho de nacimiento! Seamos simplemente quiénes somos y para ser quienes somos no necesitamos demostrar nada a nadie. Recordemos y contemplemos que sólo necesitamos sentir que estamos bien con lo que somos aquí y ahora. No hay nada que no podamos alcanzar porque no hay nada que este faltando. Abracemos la totalidad de quienes somos ahora con nuestros miedos, nuestros bloqueos emocionales y al mismo tiempo con la sensación profunda de admiración y vitalidad en el fondo de nuestro ser. Simplemente reconozcamos y digamos: Yo soy como soy, y estoy completamente conforme con lo que soy. Imaginemos entonces que no hay nada que “debamos hacer” . . . salgamos del matrix, salgamos de la idea de que hay que trabajar “agotadoramente” para desarrollar las destrezas y habilidades necesarias para vivir adecuadamente en “la realidad”. Porque si pensamos y analizamos esa “realidad”, lo que nos estamos diciendo es que nos mantengamos pequeños y que nos enfoquemos en lo que es posible antes que en lo que soñamos, queremos y esperamos. Pero, si nos permitimos ser más relajados, las cosas comenzarán a fluir en nuestras vidas, y sucederá exactamente lo opuesto a lo que “el matrix” nos dice que hagamos. Las cosas comenzarán a suceder sin tener que trabajar exageradamente para eso. Seamos uno con nosotros mismos aceptando las cosas como son, al aceptarnos como somos, le diremos “si” a la vida, y nos permitiremos “recibir” simplemente porque somos quienes somos, una parte de la totalidad amada incondicionalmente.

Esta Navidad encontremos esa paz en el corazón, soltemos las expectativas neuróticas, y permitámonos vivir en el ritmo natural de la vida, creo que es la mejor manera para comenzar a encontrar satisfacción, para comenzar a encontrar el trabajo justo, la relación adecuada o la casa apropiada para vivir. En conclusión: experimentemos la alegría diariamente! La simple alegría de ser nosotros! La espiritualidad está toda relacionada con la simplicidad y la facilidad! Se trata de sentir como un niño, sin martirizarnos con en el mañana. Simplemente disfrutemos el presente, ¿quién puede decir que esto ya no es posible para un adulto? Dios! qué triste sentirnos obligados a renunciar a nuestra espontaneidad y despreocupación. Démosle las manos al niño interior que puede salvar nuestra espontaneidad! ese niño puede volver a nacer en esta navidad y lo único que va a querer es explorar la vida porque confía en que todo va a estar bien. El sabe que la Tierra es un lugar seguro para expresarnos. Dejemos que nos hable como antes. Si no sentimos nada, no importa. Lo importante es querer llegar hasta ese niño, para poder decirle sí a ese flujo interior de espontaneidad, a esa inspiración de nuestra alma. Olvidémonos de esas ideas de que esto o aquello no es posible o deseable, de que tenemos que volcarnos al exterior más que al interior para encontrar guía en la vida. Hemos llegado a un momento en que la vida debe ser vivida según otros principios, y, estos solo sucederán desde la simplicidad. Nosotros empezamos a atraer los cambios positivos cuando no manipulamos ni forzamos las situaciones, cuando acariciamos nuestros sueños, cuando soltamos y dejamos que las cosas sigan su curso. La confianza nos traerá nuestros deseos, deseos que ni siquiera esperaremos a que sucedan porque estaremos tremendamente ocupados disfrutando de nosotros mismos en nuestro exquisito y simple presente.

Feliz Navidad! w/muchness,

Mids

GRAN ESPECIAL DE NAVIDAD

Todos somos niños en Navidad

Carmelo Urso

https://carmelourso.wordpress.com/

Estimados lectores y lectoras:

Espero que estos textos, artículos y plegarias sean de su agrado y les ayuden en esta época tan especial.

Feliz Navidad y un Próspero Año Nuevo 2011 les deseo de todo corazón desde Caracas, Venezuela.

PLEGARIA PARA NAVIDAD

RITUAL DE INVOCACIÓN DEL ESPÍRITU DE LA NAVIDAD

RITUAL DE INVOCACIÓN DEL ESPÍRITU DE LA NAVIDAD (PARTE 2)

OTRA NAVIDAD HA LLEGADO

ORACIÓN DE FIN Y PRINCIPIO DE AÑO

ESENCIAS QUE RENUEVAN LA NAVIDAD

LA NAVIDAD AL FIN SE ACERCA

NAVIDAD EN NUEVA YORK

NAVIDAD: SIMBOLO DE ILUMINACIÓN

PREPARACIÓN PARA LA NAVIDAD (MAESTRO SAINT GERMAIN)

ESTAMPAS CARAQUEÑAS: LA NAVIDAD BAJO EL RÉGIMEN COLONIAL

NAVIDAD: TRES VISIONES DE UNA MISMA LUZ

SAN NICOLÁS DE BARI: LA VIDA COMO UN ETERNO INSTANTE DE NAVIDAD

Navidad, tiempo de cumplir nuestros sueños

PLEGARIA PARA NAVIDAD

Estrella de Belén: símbolo de la Navidad

Carmelo Urso

 https://carmelourso.wordpress.com/

Amado Uno:

Éxtasis de gozo y renacimiento trae cada Navidad

Fénix exultante que reaviva lo marchito es cada Navidad

Primavera que nos hace florecer en medio del invierno es la Navidad

Invierno del corazón hecho primavera del Alma es la Navidad    

Por eso,

Amado Padre/Madre de todo lo creado y lo increado

Hoy bendices

Mi firme, irrevocable decisión de abolir el pasado

Resucitar en el tierno vientre de tu Amor incondicional

Y abrirme a la nueva Vida que anhelo y merezco

Hoy renazco de las cenizas de mi enfermedad –devenidas en cuerpo inmaculado, intacto, ajeno a toda dolencia

Hoy resurjo de las miserias de mi melancolía –convertidas en irreversible alegría de vivir.

Hoy reverdezco las ilusiones que mi tedio y mi pereza envejecieron –para vivir cada minuto, cada segundo de mi existencia consagrado a la misión de alcanzar todos y cada uno de mis sueños.

Hoy resucito al Niño, a la Niña que alguna vez dejé de ser, pues sólo él –ella- puede tomarme de la mano y reconducirme por la senda que lleva al corazón de la cordura.

Hoy reavivo esa fe que aborté en el laberinto de mi incredulidad –para convertirme en fecundo partero que alumbre el Poder del Espíritu en cada situación que se me presente.

Hoy, yo, que me creía indigno de afecto, florezco en el Amor incondicional de esa Alma gemela que hallo en cada rostro, en cada persona que encuentre a mi paso.

Hoy resuelvo convertir mi Vida en permanente instante de Navidad, de renacer.

Bajo tu amparo, protección y auxilio eternos,

Amén.

RITUAL DE INVOCACIÓN DEL ESPÍRITU DE LA NAVIDAD (PARTE 2)

Espíritu de la Navidad

Tomado de http://www.clagir.com/abundancia33/

Preparando el Espacio Físico para el Ritual de Invocación Del Espíritu de la Navidad: Nuestro Hogar

Nuestro principal espacio ya está limpio y listo para recibir al Espíritu de la Navidad: ordenado, iluminado, y en perfecto orden divino para ser bendecido por la presencia de esta maravillosa energía; el día 20 de diciembre estaremos preparando el espacio físico en el que realizaremos la ceremonia; limpiaremos con esencias que desprendan las energías estancadas durante todo el año; por eso es recomendable: limón, menta, mastranto, hierbabuena o la ruda; estas esencias limpian, protegen y refrescan los ambientes preparándolos para recibir; para activar energías positivas la mandarina es óptima y el girasol es ideal para dar la bienvenida a este maravilloso invitado.

Limpiamos la casa con las esencias escogidas; lo primero que se debe hacer es encender incienso de limón por todo el hogar; que no falte en ninguno de sus espacios; colocamos música propicia, para que las energías estancadas en las esquinas se levanten y sean consumidas por el humo del incienso que purifica cada rincón, cada esquina, cada pasillo; consumida la esencia de limón, barremos hacia la puerta de salida, sacando toda la basura de la casa; entonces allí pasaremos mopa con la esencia elegida de esta forma: uno hacia fuera y dos hacia adentro, refrescando ese espacio con inciensos de miel, girasol, o mandarina; una vez terminada esta labor ya podemos decir:

¡En el nombre de MI AMADA PRESENCIA YO SOY, te doy la bienvenida ESPÍRITU DE LA NAVIDAD!

ORACIÓN DE BIENVENIDA:

En nombre de mi Amada y Todopoderosa Presencia YO SOY, doy la bienvenida al Espíritu de la Navidad, quien baja a este planeta con la misión de DAR; te saludo, te amo, te reconozco y te bendigo Maestro Natividad. Te doy las gracias por la maravillosa labor de Amor, Alegría y paz que realizas. Abro las puertas de mi corazón, de mi hogar a tu radiación y te reconozco como huésped privilegiado a quien deseo agasajar. Solicito, acepto, recibo y realizo la abundante provisión para la humanidad, para mi familia, para mis amigos y para mí. Invoco la Ley del Perdón y del Olvido y la Llama Violeta Transmutadora para que consuma, transmute, disuelva y libere con Amor todo lo inarmonioso en mi hogar y en todo el planeta Tierra, para que la Paz, el Amor, la Armonía, el Equilibrio, la Alegría y el Orden Divino, regalos del Amado Natividad llenen mi vida y la de toda la humanidad.

A continuación, se hará una breve meditación invocando desde el espacio del Amor al Espíritu d la Navidad; luego cada quien leerá para si mismo con mucha FE su lista de peticiones que habrá traído preparada a la reunión. Esto se hará antes de la cena y sin haber ingerido licor de ningún tipo en todo el día, pues se trata de un acto espiritual muy íntimo, donde cada quien procurará conservar la mayor pureza y el mayor recogimiento y así alcanzar vibracionalmente al Maestro Natividad y a los ángeles.

Una vez concluida la meditación, bendeciremos  las peticiones con la siguiente oración.

ORACIÓN PARA BENDECIR LAS CARTAS DE PETICIONES YA REALIZADAS CON ANTERIORIDAD A LA CENA

En nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, en nombre de mi Amado Maestro Natividad, bendigo la Presencia, la Esencia y la Sustancia de Dios en estas peticiones, para que se realicen y se manifiesten, porque sé que serán cumplidas en mí y en toda la Humanidad. Gracias Padre, porque sé que ya está dado.

Ahora se procede a quemar la hoja de peticiones, dirigiéndote mentalmente a los ángeles de la Navidad:

Ángeles Integradores de la Abundancia, transmitan estas peticiones a mi Amado Maestro Natividad para que me sean conferidas sólo para el Bien, Amor y Perfección en mí y en toda la Humanidad.

Puedes irradiar las cenizas al viento si estás en un lugar abierto, o guardarlas en un sobre si te encuentras en un lugar cerrado. Si se desea, en este momento se puede decir la oración de gratitud y despedida de la llama, la cual dice:

Gracias a la Presencia de Dios Universal, a sus Ángeles y muy especialmente al Espíritu de la Navidad, quienes nos han asistido este día.


Bendita llama, expresión de la esencia luz de Dios, gracias por tu servicio obediente a la humanidad, regresa ahora al centro corazón de la creación para que seas atraída de nuevo a la acción a través de la invocación de la humanidad para expandir los bordes del reino del padre por todo el infinito. En la unidad de toda vida nos inclinamos y damos gracias por la oportunidad de haber participado en este servicio
(se apaga la llama).

Con la música navideña de fondo, al terminar el ritual se reparten abrazos a cada invitado, y sentiremos la luz dorada que se irradia desde el centro del Universo que nos bañará de bendiciones, hay una sensación de Unidad y de Paz.

Los regalos de Natividad vienen de las manos de los ángeles de la Opulencia, de la Prosperidad, de la Abundancia y del Suministro. Una de las formas simbólicas en que podemos manifestar esa generosidad es celebrando un brindis y una gran cena que compartimos al terminar el ritual de las peticiones. La bebida preferiblemente es el vino rosado, el cual no se tomará en forma exagerada para no perder el sentido espiritual del día tan especial que estamos conmemorando.

Al Amado
Espíritu de la Navidad
Presente.

Con Infinito amor te saludo, amado Espíritu de Navidad, dándote las gracias por el honor que me haces al visitar mi hogar, y rogando a tu infinita bondad concederme los deseos que aquí te expreso, para bien de el planeta, la humanidad, mis familiares y amigos y de mi mismo.

ORACIÓN

En nombre del Amado Maestro Jesús, en armonía para todo el mundo, de acuerdo con la Voluntad Divina, bajo la Gracia y de manera perfecta, y en nombre de mi Amada Presencia YO SOY, saludo al Espíritu de Navidad, doy las gracias por su generosidad con las peticiones del año anterior, las cuales me fueron concedidas para beneficio del planeta, la humanidad, mis familiares y amigos y del mío propio. En esta hermosa fecha que estamos viviendo, entrego estas peticiones, para que si está en Ley, me sean cumplidas de manera perfecta. Deseo que Tú Infinito Amor y Bondad acepten mi más grande agradecimiento por estos favores que estoy seguro vas a concederme en el nombre de Dios Todopoderoso.

Por el Planeta Tierra:________________________________
Por la Humanidad:__________________________________
Para mi grupo familiar:______________________________
Para mis amigos:____________________________________
Para mi:___________________________________________

Bendigo las peticiones aquí expuestas y decreto su real cumplimiento, por todo lo cual doy mis más sinceras muestras de agradecimiento al amado Espíritu de Navidad.