Venezolanos en Argentina. DIMAS MARÍN: “DESCUBRIR QUE DIOS ES MI PAPÁ Y ME AMA ES LO MEJOR QUE ME HA PASADO”.

Dimas Marín
Dimas Marín

Carmelo Urso: Estimado Dimas, un placer conversar contigo. Me honra hacerle esta entrevista a un venezolano luchador que se está abriendo paso en la sociedad argentina. Como muchos paisanos te has radicado en este país austral. Algunos han llegado en avión, otros en bus, y hay quienes hasta han llegado en bicicleta. Amigo Dimas, cuéntanos por qué tomaste la decisión de salir de tu tierra natal y de qué manera llegaste a la República Argentina.

Dimas Marín: Salí de mi país en busca de un futuro mejor como la mayoría de mis coterráneos, orientado fundamentalmente a ofrecerle un futuro mejor a mi familia, principalmente a mis padres que ya están próximos a entrar en la tercera edad. Sería una gran bendición ayudarles, sobre todo ante la situación que está atravesando Venezuela.
El prestigioso diario Clarín de Buenos Aires relató parte de esa historia hace unos meses
https://www.clarin.com/sociedad/plata-pasaje-avion-viaje-16-dias-argentina-tierra_0_B1lrO3Xv-.html

Carmelo Urso: Háblanos un poco de tu perfil profesional: cuáles son tus estudios; cuáles son tus habilidades y experiencias como docente y periodista.

Dimas Marín: Me titulé de Licenciado en Comunicación Social con distinción honorífica (Cum Laude) en la Universidad Católica Santa Rosa de Venezuela. Mi Trabajo Especial de Grado obtuvo mención publicación. Para mí fue un gran honor y una gran bendición también ver que el esfuerzo, la dedicación y la constancia dieron su fruto al momento de graduarme de comunicador social… (Ver enlaces) https://www.youtube.com/watch?v=_623qoJPbq8

https://twitter.com/DIMASMARIN/status/531106611579064320

https://twitter.com/DIMASMARIN/status/526154243204718592

Seguí los pasos regulares que exige la legislación en Venezuela y me inscribí en el Colegio Nacional de Periodistas de mi país. Mi credencial es CNP. N° 23.147, seccional Caracas. Desde entonces ejerzo legítimamente la profesión que tanto anhelé desarrollar a lo largo de mi vida.

Estuve postulado por Lisbeth de Cambra, Secretaria General del CNP Caracas, para asumir la Suplencia de la Secretaría de Asuntos Gremiales de dicha seccional, pero no acepté por motivos laborales.
También elaboré el documental “Profesión puesta en Riesgo”, publicado por el Colegio Nacional de Periodistas

http://www.cnpven.org/articulos/periodismo-venezolano-profesion-puesta-en-riesgo

Como profesional de la comunicación trabajé en televisión, específicamente en el canal venezolano Venevisión, en el área comercial.

En otro canal de TV de mi país, Globovisión, me destaqué como periodista en la redacción de la sección Nacionales, en tiempos de la autocensura. Pese a eso, fue una gran escuela donde aprendí mucho

https://www.youtube.com/watch?v=n1NxZBJe54g

Me considero un periodista prestado a la docencia; trabajé como Profesor de Comunicación Terapéutica en la Universidad Central de Venezuela, en la Escuela de Enfermería (Diplomados) adscrita a la Facultad de Medicina. En Buenos Aires he continuado con esa labor.
Fui docente y Coordinador de Disciplina de dos institutos de Acción Docente Delegado del Programa Nacional de Aprendizaje del INCES. Trabajé como docente por dos años en el Instituto Universitario de Tecnología de Administración Industrial (IUTA) Región Capital y en el Instituto Universitario de Administración y Gerencia (IUDAG).

La docencia es un oficio que admiro y disfruto mucho ejerciendo. Siempre he considerado que aprendo más de los estudiantes que ellos de mí. Es una labor que realizo con mucho respeto, cariño y entusiasmo.

También estudié locución en la UCV, porque soy un apasionado de la radio. Recibí el Certificado de Locutor número 47.243

Carmelo Urso: En la actualidad funges como presentador del Noticiero de Radio Boom Argentina. Comparte con las lectoras y los lectores de mi blog cómo te ha ido con ese proyecto. Aquella gente que quiera sintonizar el programa, ¿en qué horario y a través de qué medios puede hacerlo?

Dimas Marín: Fue un proyecto que inicié por WhatsApp, enviándolo como nota de voz por cadena. Después fue tomando más forma y me contactó la gente de Radio BOOM para que el noticiero se ampliara y se transmitiera por esa frecuencia. Este proyecto surge ante una necesidad de ofrecer información orientada específicamente a la comunidad de inmigrantes y refugiados venezolanos. También ante tanta desinformación y especulación que hay en las redes sociales. El noticiero cuenta con destacados y reconocidos corresponsales en toda América Latina, algunos aún en Venezuela, como Ruth Villalba. También colaboran colegas que migraron a varios países del continente, como Eleonor Oviedo, que trabajó en VIVOplay, y ahora nos reporta desde Chile. El informativo se transmite por www.radioboomshow.com a través de la APP y por redes sociales como Facebook Lite e Instagram. Hace dos meses inicié el programa “Argumentos”, en esa misma emisora, con temas que han sido recibidos con mucho cariño por la comunidad latinoamericana

Carmelo Urso: También te estás abriendo paso en el mercado laboral argentino como facilitador de talleres. ¿Qué tipo de programas de formación dictas? Y los interesados, cómo pueden contactarte.

Dimas Marín: Esta idea surgió cuando daba la asignatura de Crecimiento Personal en el IUTA, en el Programa de Introducción Universitaria. Allí empezó la idea de dictar un curso de Oratoria, aprovechando los atributos que Dios me dio en esta materia. Impartí algún curso de Oratoria para docentes y para algunos grupos de colegas. Posteriormente, fui contratado para dictar cursos en República Dominicana, los cuales disfruté muchísimo y fueron de gran bendición de Dios para muchas personas

https://www.youtube.com/watch?v=vMgppeIMHYw&t=359s

En Buenos Aires estoy por dictar el cuarto taller de Oratoria. He tenido la oportunidad de impartirlos en el Instituto Superior Perito Moreno, en la Cuidad Autónoma de Buenos Aires, y en las oficinas de Lebasi, donde un gran amigo venezolano, Rafael Vivas, ofrece diversas capacitaciones. Invito a los interesados a que vengan a disfrutarlos. Se trata de una gran herramienta y de una hermosa oportunidad para aprender y compartir.

Carmelo Urso: Nos has comentado que tu fe en Cristo ha sido un factor fundamental para superar las difíciles circunstancias existenciales por las que te ha tocado pasar. Cuenta a los lectores cómo empezó y cómo vives en la actualidad tu vida espiritual.

Dimas Marín: Cuando hablo de este tema aclaro siempre que no pertenezco a ninguna religión. Por supuesto, soy un fiel seguidor de Cristo y adorador de Dios, dispuesto a obedecerle y a servirle en cada instante de mi vida, con todas las fallas que puedo tener como ser humano.

Desde pequeño supe que existía un Dios; mi mamá siempre me habló de Él. Cuando era niño y llegaba la Semana Santa, en casa no se podía comer carne, ni pollo; tampoco se podía barrer el piso (a mí sólo me gustaba lo de no tener que barrer el piso). Así fundamentalmente transcurrió mi infancia y mi conocimiento del Señor, en una familia con inclinación católica, pero con una gran escasez de conocimiento de la Palabra de Dios. Lo que agradezco a Papá Dios es que en medio de tanta ignorancia sabía que Él existía. Así fui creciendo, en una infancia en la que muchas veces me sentí muy solo. Pero el SEÑOR JESÚS, MI SEÑOR nunca me abandonó. Eso lo comprendí después que lo conocí… y conocí el amor que Jesús siente por mí.

Muchas veces el Señor salvó mi vida. Relataré dos, las más impactantes: la primera fue durante la Tragedia de Vargas. En 1999, Venezuela sufrió una catástrofe considerada de las más grandes en la historia de la región latinoamericana. Yo tenía apenas 11 años. En medio del deslave, me tocó atravesar una montaña para sobrevivir. Las posibilidades de morir eran enormes. Pero el Señor me salvó de caer, de morir de frío o de hambre. Fui rescatado junto con mis padres y algunos de mis hermanos.

En el año 2000, pasé dos días en mi casa con una apendicitis, que se estranguló hasta convertirse en peritonitis. Ni los médicos se explican cómo aguanté tanto y sobreviví. “Allí estaba mi Jesús”, pensé. En la adolescencia me acerqué a una Iglesia Cristiana Pentecostal, pero sufrí una terrible decepción.

Pasaron varios años. Nunca imaginé que sería un inmigrante, y menos, un refugiado. Me costó mucho asimilar que el hambre y la tiranía se apoderaran de mi país, el país que el Señor me regaló para nacer y vivir. Recuerdo que de rodillas pedía por favor a Dios que me ayudara. No entendía lo que estaba pasando. Pasaron varios meses. Entonces, Dios me bendijo con un viaje, en el que dicté una serie de cursos hermosos en la República Dominicana. Eso me permitió proveer comida para mi familia y comprar las cosas que necesitaban, artículos que se habían hecho imposibles de comprar en Venezuela. También obtuve el dinero para poder salir de mi país natal. Sin embargo, llegué a contemplar la posibilidad de no salir del país. Dejar sola a mi madre era muy difícil para mí. Llegar a Buenos Aires, y no tener a alguien que me buscara en la Terminal de Pasajeros de Retiro, no tener la certeza de alguna fuente de ingreso para subsistir, me hacían sentir miedo, soledad. Fueron 16 días de recorrido: de Caracas fui a Boa Vista en Brasil en bus, de ahí viajé a Manaos donde tomé un barco por el Amazonas porque la ruta estaba dañada, hasta Porto Velho. Ahí pasé la frontera boliviana en taxi y recién al otro día pude salir para La Paz en micro. Luego de un paso por Santa Cruz, arribé a Buenos Aires. Durante esa travesía no pocas veces se me salieron las lágrimas…
Entonces empecé a trabajar de “lo que sea”. Aprendí mucho y maduré muchas cosas. Pero había otra cosa importantísima que aún debía madurar: mi fe en Papá Dios.

En meses pasados sufrí una fractura. Tal vez ese yeso y esa operación fue lo más importante que me haya pasado: sentir que no tienes nada, pero de repente, saber que lo tienes todo. Tengo al Señor mi DIOS Todopoderoso en mi corazón. Descubrir que Dios es mi Papá y me ama es lo mejor que me ha pasado.

Carmelo Urso: En la segunda Carta a Timoteo (4:7) leemos: “He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe”. ¿Cómo refleja este versículo bíblico el actual momento de tu vida?

Dimas Marín: Me identifico mucho con ese pasaje bíblico. Es una meta constante en mi existencia y mira que las metas son cosas que se fijan para alcanzarse. Pero esta meta es una constante que día a día alcanzo y quiero seguir alcanzando. Como cristianos atravesamos varios procesos en nuestras vidas, en las que el Señor va trabajando cosas y va perfeccionando su obra en nosotros. ¡Te puedo decir que antes de conocer al Señor era un desastre! Y pensaba que todo estaba bien porque no cometía nunca ningún delito. Pero el obedecer a Cristo es algo transformador que dura toda la vida y es una experiencia que puede llegar a ser indescriptible. Comparto con alguien que haya leído este material y que quiera conocer más al Señor este versículo que guardo en mi Corazón. “Clama a Mí, y Yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces”. Jeremías 33:3.

Anuncios

CARMELO URSO GANADOR DEL 7º CERTAMEN “PICAPEDREROS” DE POESÍA, GUIÓN Y MICRORRELATO (ESPAÑA)

Carmelo Urso (foto Grecia Silva)
Carmelo Urso (foto Grecia Silva)

Carmelo Urso, escritor y periodista caraqueño, fue declarado ganador del 7º Certamen “Picapedreros” de Poesía, Guion y Microrrelato (España), promovido por la revista “La Oca Loca”, con la colaboración de la Asociación Aragonesa de Escritores, la Asociación Aragonesa de Amigos del Libro y la Cruz Roja Española.
El veredicto fue dado a conocer por el jurado, compuesto por los intelectuales españoles Concepción Vicente, Luis Bazán y Quintín García Muñoz.

Urso obtuvo el premio principal en la categoría microrrelato. Los finalistas fueron: Patrocinio Gil Sánchez (Álava, España), Jesús Montoya Juárez (Murcia, España), María García Romero (Cádiz, España), Paulo González Ogando (Burgos, España), Fernando Barcenilla Nieto (Madrid, España), Miguel Castro Hernando (Madrid, España), Miguel Morató (Madrid, España), Carlos de Castro Rodríguez (Santo Domingo, República Dominicana) , Begoña Gorgues Sebastián (Valencia, España) e Isaac Badía García (Barcelona, España).

Carmelo Urso es comunicador social egresado de la Universidad Central de Venezuela (UCV). Nació en Caracas en 1969. Tiene 25 años de experiencia en la coordinación de unidades de prensa y relaciones públicas. En materia periodística, ha sido acreedor de los premios municipales de Chacao (2000) y Vargas (2001), así como del Premio Nacional “Aquiles Nazoa (2009). En el área literaria, ha sido finalista (2009) y ganador (2010) del Concurso Internacional de Cuento y Poesía Breve “La Librería Mediática” (Venezuela) y ganador del concurso “Microficciones” (Argentina, 2010). En 2013 ganó el Concurso Anual de Cuentos de la Universidad Simón Rodríguez. Fue finalista del VII Concurso Internacional de Relato Corto y Poesía “Los Caños Dorados” (España, 2016) y del I Concurso de Minioficción Zetta (2018). En 2017, su libro “La Bendición de Simurgh”, que contiene 140 relatos, ganó el Premio Nacional de Literatura “Stefanía Mosca” (Venezuela)

Urso regenta desde hace años los blogs “En Tiempo Presente” https://carmelourso.wordpress.com/ que versa sobre temas de cultura de paz, salud y espiritualidad y “Sólo50” http://solo50.wordpress.com/ especializado en microliteratura.

Actualmente, dicta talleres literarios y de comprensión lectora, tanto de manera presencial como online. Los interesados pueden comunicarse a través del email carmelourso1@gmail.com
y el WhatsApp +5491168831235

Venezolanas en Argentina. ROXANA ROJAS: UNA TERAPEUTA QUE SANA EL ALMA GRACIAS A LA GESTALT Y EL AMOR A SUS DÁLMATAS

Carmelo Urso: Querida Roxana, muchas gracias por concedernos esta entrevista. Antes que nada, háblanos un poco de ti: dónde naciste, dónde creciste, qué estudiaste.

Roxana Rojas: Nací en Caracas, Venezuela, hace unos cuantos añitos … Hija de un argentino maravilloso y una madre venezolana muy estricta. Crecí en la ciudad de Los Teques, estado Miranda. Estudié primaria y parte de mi secundaria en el Colegio María Auxiliadora. Años después me gradué en la UCAB de Licenciada en Psicología, seguido de una Maestría en Psicología en la USB. Por muchos años me formé en Gestalt. Y entre mis diversas ocupaciones me desempeñé como Psicóloga Jefe del Cuerpo de Bomberos del Estado Miranda, la mejor escuela de vida que pude tener. Allí hice muchas cosas: desde reclutar nuevos aspirantes, atender consultas clínicas y desarrollar un servicio de terapia asistida con animales. Además, soy promotora de la paz pues formo parte de las Boinas Azules con el rango de Mayor.

Roxana Rojas
Roxana Rojas

Carmelo Urso: Roxana, ¿qué es la Terapia Gestalt? ¿Cuáles son sus características?

Roxana Rojas: La Terapia Gestalt me gusta definirla como el reencuentro del ser humano consigo mismo, acompañado de un especialista que está para guiar, para esclarecer lo que está en el fondo de cada quien. Es una aproximación fenomenológica, de corte humanista, que se enfoca en procesos y no en contenidos. Se trabaja en el presente, en el “aquí y el ahora”, en el “darse cuenta” y su objetivo es que la persona sea consciente de sí misma, que sea capaz de desenvolverse de otras maneras para afrontar su vida, más sanas, con mayor satisfacción, acercándose al desarrollo constante de su propio potencial.

Carmelo Urso: ¿Cómo combinas la práctica de la psicología con disciplinas como la musicoterapia, la mandalaterapia y las Flores de Bach? ¿Qué te impulsó a estudiar estas terapias holísticas?

Roxana Rojas: Fíjate, cada paciente es distinto, cada motivo de consulta tiene una perspectiva diferente. A cada uno se le elabora un plan de trabajo con unos objetivos particulares. Para alcanzar cada objetivo terapéutico uno se vale de diversas herramientas y es precisamente allí donde los conocimientos en diversos saberes holisticos son aplicados. La música, los mandalas, la terapia floral, la gematoterapia, el reiki, son herramientas que acompañan un proceso terapéutico planificado. Me impulsaron la curiosidad, la creatividad y el deseo firme de que el otro se descubra a si mismo y mejore su calidad de vida.

Carmelo Urso: En la actualidad te encuentras en la República Argentina. Para llegar a tierra austral hiciste un viaje memorable y llegaste con unas compañeras muy especiales. Háblanos un poco de tu viaje y de tus cómplices en esa travesía.

Roxana Rojas: Jajajaja… ¡La gran aventura de mi vida! En Venezuela tuve la increíble oportunidad de participar con el Cuerpo de Bomberos en los entrenamientos de perros de búsqueda y rescate. Adoro a los perros desde niña. Y hace tres años llegó a mi vida Magnolia, una dálmata preciosa que quiero mucho. Ella recibió entrenamiento con los bomberos. Luego llegó Kala, su hermana. Ambas se capacitaron en la Brigada Canina de los Bomberos y con otros entrenadores externos (Valeria Salerno, ¡la mejor!). Entonces, surgió la idea de trabajar con estas perritas en mi consultorio con niños y resultó un éxito. Comencé a leer y tener contacto con mucha gente que hacía lo mismo en otras latitudes. Así que se creó el Servicio de Terapia Asistida con Animales en el Cuerpo de Bomberos del Estado Miranda. Luego, rescatamos a otra dálmata en situación de calle, llamada Azucena, que también se unió a este equipo. Visitamos muchos centros, hicimos trabajo voluntario en fundaciones de niños con autismo, participamos en terapias grupales con los scouts de Venezuela… Uff, hicimos de todo: pintamos batas al estilo de payaso de hospital y así nacieron la Doctora Manchas y la Doctora Patas… Varios amigos humanos y caninos se unieron a esta linda causa. Me sentí feliz…

La situación de mi país se tornó muy difícil. Situación que además de romperme el corazón… me obligó a emigrar. Escogí Argentina porque aquí está mi padre. Así que emprendí el viaje en auto desde Caracas hasta Buenos Aires en compañía de buenos amigos, mi esposo, mis tres dálmatas y dos perritos más (Anuk y Nala, mascotas de mis amigos).
Durante esta aventura todos los perros se portaron de manera excelente. Vivimos momentos increíbles y situaciones estresantes, pero descubrimos que somos una familia, que somos amigos de vida y que pase lo que pase estaremos siempre juntos. No ha sido sencillo adaptarnos, pero como estoy con mis manchas… Con ellas la vida es más sencilla. Y en Argentina estamos esperando poder repetir y mejorar todas las cosas lindas que hicimos alguna vez en Venezuela.

Pronto sabrán de nuestras nuevas actividades… Las manchas prometen… Estamos emprendiendo algo junto con nuevos amigos argentinos y venezolanos que siempre dan la mano.

Carmelo Urso: Tienes amplia experiencia en el mundo corporativo, en el que has fungido como coaching personal, emocional y empresarial. Háblanos de esa experiencia y de los talleres que sueles facilitar.

Roxana Rojas: Tuve una empresa de Capacitación y Consultoría en Venezuela llamada Edugestalt. Se brindaron talleres a muchas empresas publicas y privadas del país en materia de Salud Laboral en una primera instancia. Con el paso del tiempo las empresas nos solicitaban necesidades específicas de capacitación, lo que nos permitió seleccionar y captar el mejor talento para cumplir con las expectativas del cliente. Lo mejor de Edugestalt fue que permitió capacitarnos constantemente en una gran variedad de temas. Como directora me encargué de seleccionar al mejor personal para dictar cursos. Facilité talleres en materia de Psicología de la Salud, Coaching Organizacional, Asesoramiento de Imagen, entre otros.

Carmelo Urso: Tu concepción espiritual está ligada a la religión de los Orishás. Cuéntanos un poco de esa experiencia y de tu destreza para la lectura del Caracol de Osha.

Roxana Rojas: Carmelo, ¡no se te escapa nada! Bien, Roxana tiene varias etapas… Soy religiosa iyalocha desde hace muchos años. Tengo coronado a Yemaya. Mis creencias son muy hermosas y están arraigadas en mí. Soy curiosa y aprendí de mis padrinos y madrinas la lectura del caracol, un oráculo muy completo de comunicación directa entre los santos y los humanos, tan antiguo como la edad del mundo. Me encanta practicar su lectura en espacios fuera del ámbito profesional, para no mezclar la leche con la magnesia, jajaja. La creencia en mis orichas me da paz en mi alma, saber que me cuidan y protegen hacen definitivamente la vida más esperanzadora. Y no es por nada, pero tú mismo has comprobado lo buena que puedo ser con las lecturas de los cauries… Muchos años de prácticas y aprendizajes de los mayores religiosos.

Roxana Rojas
Roxana Rojas

Carmelo Urso: Has dedicado buena parte de tu vida a sanar emocionalmente a otros. En ese proceso terapéutico, ¿qué dolencias de la mente y del alma has sanado en ti misma?

Roxana Rojas: Soy una persona con virtudes y defectos como todos. Los procesos de sanación más fuertes han sido en compañía de mis terapeutas. Todo Psicolog@ que trabaja con personas tiene la obligación ética y moral de revisar sus procesos personales con otro especialista. Es el proceder etico. También la experiencia, los años, la vida, la madurez actúan con sabiduría dentro de uno para lograr sanación. Tengo una buena red de apoyo social con la que cuento para todo. Sé que tú, Carmelo, eres y serás uno de ellos. Y trabajo en esa sanación llena de optimismo y esperanza de que con esfuerzo, disciplina, constancia y fe voy a estar bien, de la mano de mi familia, mis santos y mis dálmatas.

Carmelo Urso: Si alguien está interesado en recibir tu ayuda terapéutica o participar en tus talleres, ¿cómo puede contactarte?

Roxana Rojas: Me pueden contactar por el 1162333657, mi email roxyrojas@gmail.com, mi Skype roxyrojas. Pueden seguirme en @dalmatasyterapia. Siempre su servidora. Gracias por la oportunidad.

Programa “Sin Formato” martes 18 de septiembre de 2018: CARMELO URSO Y DIANA CRISTINA COPPOLA COMPARTIRÁN UNA AMENA CONVERSACIÓN CON LA PERIODISTA MARIE FRANCE MARQUE EN MANTRA FM 91.9

Diana Cristina Coppola
Diana Cristina Coppola

El programa radial “Sin Formato” es emitido por Mantra FM 91.9, emisora con sede en la ciudad de Buenos Aires, Argentina. Se trata de un espacio que nos acerca a una visión global de la vida tratando temas de actualidad, de interés general. “Sin encasillarte, sin encasillarnos. Porque la vida es simple si la miramos desde otro punto de vista”, según expresa su conductora Marie France Marque.

Este martes 18 de septiembre, a las 19 horas, Diana Cristina Coppola (Master Trainer en Programación Neurolingûistica desde 1993 y Master Reiki desde 1994) y Carmelo Urso (escritor, periodista y terapeuta psicoespiritual) asistirán al programa “Sin Formato” para hablar de diversos temas de interés.

Marie France Marque
Marie France Marque

En la actualidad, Urso y Coppola imparten en el barrio de Belgrano el Taller “Hoja en Blanco”, en el cual se aborda la creación literaria a partir de los géneros breves de carácter ancestral (fábulas, parábolas, haikus, microrrelatos, aforismos, cuentos de hadas, entre otros) con técnicas tomadas de la meditación y los juegos mánticos (tarot, cartas Kessen). Este taller cuenta con inscripción permanente y módulos pedagógicos recuperables. Desde el primer encuentro los asistentes empiezan a redactar textos, haciendo fluir de manera natural su propia voz creativa.

Los entrevistados hablarán, además, sobre las terapias que facilitan, tales como reiki y PNL (Coppola), así como tarot y escritura para sanar (Urso).

Este programa será retransmitido el jueves 20 de septiembre a las 3:30 y el domingo domingo 23 de septiembre en horario de 00:15. Puede ser escuchado a través del dial 91.9 FM en la ciudad de Buenos Aires y por la página web http://www.mantrafm.com.ar/ para todo el mundo.

Además, el programa quedará almacenado en la página IVOOX de Mantra FM
https://www.ivoox.com/podcast-podcast-mantra-fm_sq_f125435_1.html donde los oyentes podrán descargarlo o reproducirlo en el momento que deseen.

Carmelo Urso
Carmelo Urso

MARÍA EUGENIA TAMARIZ: TALENTO VENEZOLANO AL SERVICIO DE LA COSMÉTICA NATURAL

María Eugenia Tamariz
María Eugenia Tamariz

Carmelo Urso: Estimada Maru, muchas gracias por concedernos esta entrevista. ¿Qué es la cosmética artesanal? ¿Qué es la cosmética natural?

María Eugenia Tamariz: Agradezco infinitamente, Carmelo, tu invitación a esta entrevista.
Puedo comenzar explicando que existe una diferencia entre una cosmética artesanal y una natural. Artesanal no quiere decir necesariamente natural ni al contrario. Son dos conceptos diferentes. La cosmética natural, que es a la que yo me dedico, tiene como principio básico, usar materia prima que no haya sido sometida a alteraciones químicas con elementos que no sean naturales; es decir, no tiene agregados como colores ni aromas artificiales ni conservantes.
Una cosmética artesanal puede tener todo eso, pero es artesanal porque no proviene de una industria sino del trabajo manual de alguien. La cosmética que yo preparo contiene ambos conceptos, es artesanal también porque se elabora manualmente.

Carmelo Urso: ¿Cuáles productos se pueden elaborar a través de las técnicas de la cosmética natural?

María Eugenia Tamariz: Muchos. La gama es amplia. Podemos hablar de productos para el cuidado de la piel como jabones, cremas humectantes, tónicos, mascarillas; productos para el cuidado del cabello como champús, acondicionadores, cremas para peinar, máscaras nutritivas o maquillaje.

Carmelo Urso: ¿Por qué la cosmética natural es favorable para la salud?

María Eugenia Tamariz: Al no contener elementos nocivos como parabenos o derivados de la industria petrolera, olores o colores artificiales producidos en laboratorios, esta cosmética es amable con tu piel. Es bien sabido que la piel, a través de los poros y los capilares, absorbe todas las sustancias que colocamos sobre ella. Si la tratamos con productos que no contengan sustancias tóxicas eso, a la larga, incidirá positivamente en la salud. No intoxicaremos el cuerpo con sustancias indeseadas. Hay muchos tóxicos en el ambiente que no podemos controlar. Lo que ponemos en la piel sí podemos controlarlo, entonces… ¿por qué no hacerlo?

Carmelo Urso: ¿Qué diferencias existen entre un jabón comercial elaborado industrialmente y un jabón natural elaborado artesanalmente?

María Eugenia Tamariz: Yo diría que el jabón es uno de los productos que más usamos en la vida, así que, desde mi punto de vista, es de vital importancia que sea de la mejor calidad.
Un jabón industrial contiene endurecedores, emulsificantes, conservantes, olores y colores artificiales. De seguro en cualquier jabón comercial encontrarás propilenglicol, sorbitan, sulfato de sodio, estereato de sodio, sorbitol, etc. Todos estos agregados sintéticos, tienen la finalidad de endurecer la pastilla, conservarla por más tiempo, darle más espuma, más humectación y otras propiedades. En el proceso de elaboración del jabón se produce la glicerina vegetal que en los procesos industriales es retirada para ser vendida por aparte en oras presentaciones. Por otra parte, muchisimos jabones industriales están elaborados con grasas animales no aptas para aquellos que rechazan los productos animales.

Un jabón natural, siempre y cuando se respeten las proporciones de los ingredientes, es inocuo y nutritivo para la piel. Sus agregados suelen ser extractos de plantas, aceites esenciales, yerbas molidas que hacen que esa pastilla de jabón sea humectante y nutritiva. Además, en su proceso, no se extrae la glicerina, sino que queda en la pastilla, brindándole una calidad humectante superior. En un jabón natural se utilizan como endurecedores algunas ceras vegetales. Y en muchos casos, los aceites esenciales que se utilizan para potenciar sus efectos y darle olor tienen alto poder conservante. Todo esto hace que un jabón natural, que generalmente está elaborado con aceites y grasas vegetales, sea definitivamente una mejor opción que uno comercial. Su precio es más elevado ciertamente, pero sabemos que la calidad se paga. El resultado final es la salud y eso no tiene precio.

Carmelo Urso: ¿Por qué es importante que el jabón natural sea elaborado de manera artesanal?

María Eugenia Tamariz: No necesariamente debe ser así. Un jabón natural podría ser elaborado perfectamente con un proceso industrial, sólo que para los industriales, no es rentable, pues los ingredientes naturales suelen ser bastante más costosos.

Carmelo Urso: ¿Maru, cómo te involucraste en el mundo de la cosmética natural?

María Eugenia Tamariz: Fue un proceso personal de algunos años que involucró a algunas personas y momentos claves en mi vida. Hace muchos años sufrí de una enfermedad de los riñones que, gracias a la intolerancia que mi cuerpo desarrolló a los antibióticos, pudo ser tratada de manera natural con éxito por unos doctores que se dedicaban a la medicina natural. Fue mi primer encuentro con esta medicina. Además, los cosméticos que comprábamos en casa, de marcas bastante reconocidas, provocaban reacciones alérgicas en mi piel, por lo que comencé a interesarme en otra formal de cuidarla. Un día, en una feria artesanal en Venezuela, me topé con una muchacha que hacía unas cremas que me parecieron una joya. Las usé y quedé maravillada del efecto benéfico que tuvieron en mi piel. A partir de allí comencé a involucrarme en este mundo maravilloso de la cosmética natural, a estudiar, investigar y experimentar. Aún hay muchísimo camino por recorrer. En estos momentos hay un resurgimiento de lo natural y hay profesionales de la medicina, la química, la botánica, etc., haciendo investigaciones muy importantes en todo el mundo en este rubro.


Carmelo Urso: ¿Maru, qué productos elaboras? ¿Dónde pueden conseguirlos las personas interesadas?

María Eugenia Tamariz: La variedad de mis productos hasta ahora ha dependido del lugar donde me encuentre. En los últimos 4 años he estado en Venezuela, que es mi país natal, Brasil, Chile y ahora Argentina y en cada país he elaborado productos con la materia prima que tenga a mi alcance. En este momento elaboro jabones, cremas humectantes, labiales humectantes, bálsamos, tónicos, productos varios de aromaterapia como un saquito que contiene 4 sinergias básicas para el tratamiento de afecciones cotidianas como gripe, dolor de cabeza, insomnio y estrés. Y la verdad, preparo también por encargo cualquier producto que una persona necesite. Por ejemplo, para una persona que sufre de artritis, se pueden elaborar algunos geles o cremas con aceites esenciales que la ayudarán a desinflamar las articulaciones y bajar el dolor, lo que la hará sentirse mejor. Estudié acupuntura y naturopatía y hago lo posible por atender a mis pacientes de manera integral. Para mi la cosmética en general debe ser natural.

Por ahora estoy residiendo en Buenos Aires, Argentina y vendo mis productos en algunas ferias artesanales. Los invito a visitar mi instagram @olealaboratoriobotanico y a revisar mi cuenta de Facebook Olea Laboratorio Botánico donde encontrarán mucha información sobre mis productos, charlas y talleres que se brindan a todas aquellas personas interesadas en el tema. También pueden escribir al correo olealaboratoriobotanico@gmail.com

Nuevamente agradezco tu entrevista y tu interés por difundir los conocimientos mal llamados alternativos.

LA MAGNESIOTERAPIA Y EL CHOCOLATE NEGRO (UNA ENTREVISTA A ANA MARÍA LAJUSTICIA)

ANA MARÍA LAJUSTICIA
ANA MARÍA LAJUSTICIA

Una entrevista a Ana María Lajusticia, Licenciada en Ciencias Químicas y Dietista, con 91 años ahora y –como puede verse en cualquier vídeo de Youtube donde aparece ella– está con un aspecto envidiable. Parece ser que ella misma llegó a deducir lo que necesitaba para disfrutar de una buena salud:

Ana María Lajusticia, química especialista en magnesio.

Tengo 89 años. Nací en Bilbao y vivo en Barcelona. Soy licenciada en Ciencias Químicas. He tenido seis hijos. El chocolate negro puro es el alimento natural con más magnesio.
«El magnesio curó mi artrosis y es clave para la salud».
-Casi 90 años ¡y qué joven!-
-Estoy mucho mejor que hace treinta años, la verdad.-
*-¿Qué le pasaba antes?-*
-Tenía artrosis, degeneración de los tejidos cartilaginosos. Me dolían todas las articulaciones, sentía dolor desde los dedos de los pies hasta la coronilla. ¡Llevaba corsé!-
*-¿Corsé?-*
-Un corsé de varillas para sostener tiesa la columna vertebral, para no derrumbarme por el dolor de espalda.-
*-¿Cuánto tiempo llevó ese corsé?-*
-Desde los 31 años hasta los 52 años.-
-Eso son…, ¡veinte años largos!-
-Sí, muchacho, sí. Estaba condenada a llevarlo el resto de mis días, decían mis médicos.-
*-¿Y qué pasó?-*
-Me dieron cortisona y desarrollé una diabetes. ¡Me asusté! Tenía 43 años, fue un mazazo. Decidí tomar las riendas de mi alimentación, porque comía muy incorrectamente.-
*-¿Qué comía hasta entonces?-*
-Demasiados hidratos de carbono (pan, galletas, pasta, arroz) y pocas proteínas, no comía ni carnes ni pescado.-

chocolate-negro-puro

*-¿Y cómo rectificó?-*
-Desayuné chocolate negro, jugos naturales sin azúcar, de naranja, guayaba, guanabana, fruta, huevos, vitamina C y proteína…-
*-¿Y mejoró?-*
-Comía bien, pescado, carne… y tomaba magnesio. ¡Y eso me curó! A los dos años me quité el corsé. Tuve esguinces en la espalda por falta de musculatura, pero ¡estaba curada!-
*-¿Por qué apostó por el magnesio?-*
-Soy química, investigué… ¡y entendí!-
*-¿Qué entendió?-*
-Que la degeneración de mis cartílagos se debía a falta de colágeno. Es que el organismo necesita tres elementos para formar colágeno: proteína, vitamina C… ¡y magnesio!-
*-¿Y no aporta magnesio la comida?-*
-Así era cuando abonábamos cultivos con heces. Pero los abonos sintéticos carecen de magnesio: no está en la cadena alimentaria.-
*-¿Cuánto magnesio necesito?-*
-Unos 3 gramos cada día, por vía oral: tomando suplementos de magnesio. ¡Son baratísimos! Se venden en cualquier farmacia.-
*-¿Esto revierte las artrosis?-*
-Los cartílagos pueden regenerarse: ¡lo he vivido! Tras dos años de tomar magnesio, mis articulaciones se recuperaron. Y hoy mis analíticas son perfectas: ¡ni colesterol!-
*-¿Qué le puso en la pista del magnesio?-*
-Durante la Primera Guerra Mundial, unos médicos franceses observaron que los heridos que mejor se recuperaban ¡eran los que pasaban por balnearios magnesianos!-

Magnesium material sign

-La falta de magnesio *¿cómo se nota?-*
-Tendrás dolor articular. Calambres. Contracturas. Taquicardias. Vértigos. Espasmos en párpados. Espasmos en esófago, estómago o intestino. Hormigueo en torno a la boca. Hipo. Sensación de bola en la garganta. Darás patadas
estando dormido, como si cayeras… Verás lucecitas con los ojos cerrados. Y te levantarás muy cansado.-
-Alguna vez he vivido algún síntoma…-
-Ante dos de estos síntomas, toma magnesio.-
*-¿Dónde hay más magnesio al natural?-*
-En la semilla de cacao. El chocolate negro, puro, lleva casi 500 miligramos en cien gramos. Muy por detrás, en soja y almendras.-
-Si tomo cada día chocolate negro o el magnesio equivalente, *¿crearé colágeno?-*
-Sí, ¡y el colágeno es muy, muy importante!: es el 40% de la proteína de tu cuerpo.-
-Fundamental para…-
-Esqueleto, tendones, cartílagos.-
*-¿El esqueleto? ¿No necesitaba calcio?-*
-El colágeno es la base: sin él, el calcio mineraliza el hueso… y se quiebra. El colágeno aporta flexibilidad. ¡Es una barbaridad recetar mucho calcio a las menopáusicas!-
chocolate-negro-puro-2
*-¿Seguro?-*
-Tanto calcio se deposita en la luz de las arterias y las cierra: ¡arteriosclerosis! Y los huesos se vuelven muy quebradizos. ¡Es fatal!-
*-¿A tomar magnesio, pues?-*
-En cada comida, un gramo, porque si tomas una dosis más alta de magnesio, no podrá absorberse, y se eliminará por la orina.-
*-¿Qué efecto central tiene el magnesio?-*
-Relaja la musculatura. ¡Por eso los corredores etíopes son excelsos! El suelo está fertilizado por cenizas piroclásticas de magnesio, que pasa a las plantas y a los alimentos que comen. Pese a tener menos capacidad pulmonar que otros corredores, ¡rinden más!-
*-¿Qué otros beneficios me reportará tomar magnesio?-*
-Dormirás mejor, el sueño será más reparador. Y evitarás hipertensión, trombosis, taquicardias, infartos, dolores articulares,
retinopatía, úlceras, ciática, migrañas, verrugas, angustias, cálculos renales, rinitis alérgicas, estados depresivos…-
*-¿Combate taquicardias e infartos?-*
-Sí: el magnesio refuerza el músculo cardiaco, favorece su trabajo. Ah, y también frena la inflamación prostática.-
-¡La panacea, vamos!-
-También favorece la formación de neurotransmisores: ¡tu coco funcionará mejor!-
*-¿Por qué no se conoce más todo esto?-*
-Que le responda Burton Altura, máximo experto mundial en el magnesio: *La magnesoterapia es demasiado barata, no reporta beneficios a la farmacia*

colageno-con-magnesio

Isabela Méndez (@mendezisabela): “El futuro de la poesía está en la mirada y en la piel”.

Isabela Méndez
Isabela Méndez


Carmelo Urso: Isabela, gracias por concederme esta entrevista. En tu caso, amiga, ¿actuar es una forma de conocerse a sí mismo? ¿Es un método de autorrealización? ¿Actuar es tu terapia?

Isabela Méndez: Para mí actuar ha sido un modo de conocer el pulso del lenguaje, de explorar registros diversos, de saltarme la censura, de ser libre, de gritar la belleza, la alegría, el amor, el dolor, la rabia, el miedo, de palpar el silencio, de conocer mi cuerpo, me ha enseñado a trabajar en equipo, a saber escuchar, a investigar, a seguir directrices, a esperar, a confiar en mi intuición, a perseverar. Todo ello indudablemente es terapéutico, me ha ayudado a conocer mis talentos y mis puntos débiles, y sobre todo, me ha dado una plataforma sólida desde la que he podido saltar con las alas abiertas a otras disciplinas artísticas.

Isabela Méndez
Isabela Méndez

Carmelo Urso: “Vivan, no actúen”. ¿Qué piensas de este aserto?

Isabela Méndez: Es difícil responderte esta pregunta justo en este punto de mi vida, en el que tras 26 años de carrera artística, en lugar de tener respuestas tengo algunas certezas en el alma, difíciles de verbalizar y una gran cantidad de preguntas, pero intentaré responder.

Creo que el arte es una necesidad expresiva y que mientras más honesto sea el artista, más profundo llegará. Arriesgarse, salirse de la zona de comodidad, probar cosas nuevas, es para mí lo que equivale dentro de tal aserto a “vivir”. En el caso del actor siento que tiene que ver con poner el corazón en lo que hace, y dejar que ese momento sea pleno, confiando en lo estudiado y dándole paso al instinto.

En mi cotidianidad busco compaginar lo doméstico y lo artístico, algo que resulta un auténtico desafío porque a menudo termino por escribirle cuentos a las lentejas, monólogos a los tomates y canciones al café. Ensayo, escribo a diario, creo letras para canciones, dibujo, voy a escuchar cuentos o al cine, busco gente que me lea, veo a mis amigos, hablo con mi familia diseminada por el mundo. Sueño y realizo con mi pareja.

Isabela Méndez 7

Carmelo Urso: ¿Podrías hacer una lista de los cinco actores o actrices que más admiras?

Isabela Méndez:

Francis Rueda
Norma Aleandro
Lola Dueñas
Daniel Day Lewis
Al Pacino

Carmelo Urso: La flautista española Magdalena Martínez ha dicho que “La música es el arte más directo, entra por el oído y va al corazón. ¿Qué lo que más te gusta de cantar? ¿Cuáles son tus géneros musicales favoritos?

Isabela Méndez: Cuando canto me siento raíz, aire, fuego y agua, es la mejor manera de sentir los cuatro elementos.
Me encantan el tango, el bolero, la Bossa nova, el son cubano, la música de raíces negras, algunas rancheras, el blues, el jazz, los cantos de trabajo de Venezuela, las tonadas, el joropo, la ópera, y adoro a Bach.

Isabela Méndez 5

Carmelo Urso: Te han exiliado a una isla sin ipod ni computadora. Sólo puedes cargar con un antiguo tocadiscos y diez viejos elepés. ¿Cuáles te llevarías?

Isabela Méndez:

Me llevaría:
Simón Díaz
Goyeneche
Concierto de Brandemburgo de Bach
Concha Buika
María Calas
Mercedes Sosa
Un solo Pueblo
Ela Fitzgerald
Héctor Lavoe
Chávela Vargas

Isabela Méndez 10

Carmelo Urso: A esa misma isla en la que te exiliaron te han permitido llevarte cinco libros. ¿Cuales te llevarías?

Isabela Méndez:

Hojas de hierba de Walt Witman,
Esperando a Godot de Beckett
Momo de Michael Ende
Una recopilación de poesía de Alejandra Pizarnik
La metamorfosis de Kafka
Y aquí me salto la regla y agrego las obras completas de García Lorca.

Isabela Méndez
Isabela Méndez

Carmelo Urso: Tu trabajo en la narración oral es bien conocido. El film crea un mundo con los más avanzados efectos especiales y la cómplice oscuridad de la sala. El teatro crea un mundo con sus luces, sombras y decorados, con el carisma del actor. El narrador oral, en cambio, tiene que crear un mundo con su voz, con su palabra, con sus gestos. ¿Cómo se siente crear y sostener mundos a través de la narración?¿Ser un Cuentacuentos es un poco como ser un mago, un demiurgo?

Isabela Méndez<: Sí, creo que tiene mucho de magia, de sutilezas. Uno aprende a respirar con el público, a escucharlo no solo por el oído sino por la piel. Cuando el cuento nace y se produce la conexión adecuada con quienes escuchan, comienzas a ver cómo se teje una sinfonía entre lo que cuentas y lo que te entrega el público. Hay momentos sublimes, que son un regalo, cuando eso sucede veo que el cuento se levanta, que me lleva de la mano, que abre caminos. Salvo que se trate de un cuento en verso, que debe ser dicho estrictamente como fue escrito, el resto del repertorio suele tener un pulso propio en cada contada, salen palabras nuevas, asociaciones distintas, giros lingüísticos inesperados, hay espacio para improvisar, y una de las cosas que más me gusta, siempre hay oportunidad para ver al público a la cara, para volvernos cómplices, cosa que en el teatro no suele suceder.

Contar para niños es maravilloso, pero no siempre se respetan las condiciones fundamentales y entonces se vuelve cuesta arriba. A menudo mezclan niños de distintas edades, desde los que gatean hasta los de 12 años, en esos casos es imposible complacer a todos y resulta extenuante. Pero si hay un clima respetuoso, trabajar para niños es volver a ser niño y eso se agradece.

Mi repertorio para adultos es amplio, comprende: cuentos de tradición oral latinoamericana, eróticos, versiones de clásicos europeos, micro cuentos, canciones a capela, o, si se presta la ocasión, acompañada de un guitarrista, poemas e historias en verso de mi autoría. Me encanta trabajar con adultos, todas mis sesiones juegan con el humor, varío los acentos, las voces, invito por momentos al silencio, me meto entre el público y hago preguntas, si la sala lo permite. en cuanto a la magia…no lo sé, es algo que surge cuando el cuento tiene verdad, cuando logramos conectar con el público.

Isabela Méndez 8

Carmelo Urso: Personalmente te conocí en tu faceta de escritora. Tus tuits rezuman poesía y tu cuenta @mendezisabela se acerca a los 1.500 seguidores. También regentas el blog Del Vientre de un Tintero http://isabelamendez.com/blog/ donde los lectores y lectoras pueden saciar su apetito literario con microrelatos, cuentos y poemas. ¿De dónde nació tu manifiesta predilección por los géneros breves? ¿El futuro de la poesía está en el tuit?

Isabela Méndez: Escribo desde niña, siempre sentí atracción por los textos cortos, y ha sido algo natural en mi voz poética. Como lectora encuentro que la literatura breve, tanto poesía como narrativa, es de gran riqueza, capaz de ser expresiva y contundente con pocas palabras. Esa invitación a acariciar el mundo con la pasión del niño que descubre y la precisión del cirujano, me parece potente.
Creo que twitter es una excelente plataforma para la micro poesía, pero el futuro de la poesía está en la mirada, sin duda, y en la piel, siempre encontrará el modo de abrirse camino, de regalar asombros.
En Barcelona, España, he presentado la edición en papel de “Nantié”, bajo el sello de la editorial Carena. Un libro que he gestado durante 10 años. Nació en tinta, se hizo voz, le salieron cantos, rituales, poemas y dibujos. Tanto el relato como el poemario de “Nantié” juega con la prosa breve, espero por tanto que las letras sigan teniendo cobijo en el papel.

Isabela Méndez 9

Carmelo Urso: Sueles acompañar tus textos con dibujos e ilustraciones de tu propia hechura. En tu caso qué viene primero, ¿el texto o la ilustración? ¿Eres una ilustradora que escribe o una escritora que ilustra?

Isabela Méndez: A veces surge primero el texto, en forma de cuento, poema, canción, otras veces el dibujo nace antes y es su carácter el que define el escrito.
En todo caso, soy una ilustradora autodidacta, totalmente intuitiva, comencé a dibujar hace unos 15 años sin ninguna expectativa y desde entonces no he podido dejar de hacerlo.

Sé que he sido precoz, que mis libros de cabecera a los 11 años eran: Hojas de hierba de Walt Witman y otro de Emily Dickinson cuyo título ahora no recuerdo. Sé que mi tendencia es a buscar en mi interior y que adoro relacionarme con el interior de la gente, las relaciones superficiales me aburren, sin embargo no creo que ello se deba a mi baja visión. Lo que sí me ha enseñado mi condición visual es a ser compasiva con los demás, y, no sé a estas alturas si es bueno o malo, pero muy pronto fui excesivamente autoexigente para que mi discapacidad no fuese impedimento ni motivo de discriminación, pero eso agota mucho, así que a estas alturas procuro ser más tolerante conmigo.

Isabela Méndez
Isabela Méndez

Carmelo Urso ¿Crees en Dios o en una realidad que nos trascienda más allá de la fatiga final del cuerpo? Y si crees, ¿cómo lo experimentas personalmente?

Isabela Méndez: Sí, creo en Dios, mi familia es católica y siempre he sentido mi vida espiritual como algo intenso. Sin embargo en los últimos años me he alejado de la iglesia, encuentro que está sujeta a parámetros arcaicos, que por su falta de flexibilidad pierde cada vez más fieles. Pero sé que hay católicos de enorme bondad, que practican su fe con devoción, eso sin duda.
Me he acercado al Budismo de Nichiren Daishonin, , en el que consigo herramientas prácticas para enfrentar desafíos y un grupo de gente abierto y tolerante. Sé que habrá quien diga que esos dos caminos están reñidos pero yo considero que tienen mucho en común, y a fin de cuentas lo importante es que sea congruente para mí. A Dios lo siento en la poesía, en el amor y generosidad de la gente, en el amanecer y el atardecer, y le agradezco cada vez que puedo por darme aliento.

Isabela Méndez 12